Buscar en este blog

Cargando...

lunes, 17 de diciembre de 2012

Apocalipsis Capítulo 4

Apocalipsis Capítulo 4

1 Después de esto miré, y he aquí una puerta abierta en el cielo; y la primera voz que oí, como de trompeta, hablando conmigo, dijo: Sube acá, y yo te mostraré las cosas que sucederán después de estas. 2 Y al instante yo estaba en el Espíritu; y he aquí, un trono establecido en el cielo, y en el trono, uno sentado. 3 Y el aspecto del que estaba sentado era semejante a piedra de jaspe y de cornalina; y había alrededor del trono un arco iris, semejante en aspecto a la esmeralda. 4 Y alrededor del trono había veinticuatro tronos; y vi sentados en los tronos a veinticuatro ancianos, vestidos de ropas blancas, con coronas de oro en sus cabezas. 5 Y del trono salían relámpagos y truenos y voces; y delante del trono ardían siete lámparas de fuego, las cuales son los siete espíritus de Dios.
6 Y delante del trono había como un mar de vidrio semejante al cristal; y junto al trono, y alrededor del trono, cuatro seres vivientes llenos de ojos delante y detrás. 7 El primer ser viviente era semejante a un león; el segundo era semejante a un becerro; el tercero tenía rostro como de hombre; y el cuarto era semejante a un águila volando. 8 Y los cuatro seres vivientes tenían cada uno seis alas, y alrededor y por dentro estaban llenos de ojos; y no cesaban día y noche de decir: Santo, santo, santo es el Señor Dios Todopoderoso, el que era, el que es, y el que ha de venir. 9 Y siempre que aquellos seres vivientes dan gloria y honra y acción de gracias al que está sentado en el trono, al que vive por los siglos de los siglos, 10 los veinticuatro ancianos se postran delante del que está sentado en el trono, y adoran al que vive por los siglos de los siglos, y echan sus coronas delante del trono, diciendo: 11 Señor, digno eres de recibir la gloria y la honra y el poder; porque tú creaste todas las cosas, y por tu voluntad existen y fueron creadas. 

En el trono el que esta sentado es Dios, JEHOVÁ, padre de Jesús Cristo.  Los 24 ancianos representan a los 12 patriarcas y a los 12 apóstoles de Jesús, tienen coronas en sus cabezas por que reinaran junto con Jesús, en su reino.  Al mismo tiempo representan tanto al mundo israelí (Israel y Juda), como al mundo cristiano o gentil.   Es decir, los dos reinaran con Jesús en iguales condiciones y privilegios, ninguno sobre el otro.

El arco iris representa el pacto de Dios con el hombre.   Dios no volverá a concebir la idea de acabar con el humano,  y tampoco lo
destruira por medio del agua.

Los 12 patriarcas fueron:

Los hijos de Jacob

Jacob tuvo doce hijos. De su primera esposa Lea tuvo a Rubén, Simeón, Leví, Judá, Isacar y Zabulón. También tuvo a su única hija Dina.
De Bilha, sierva de Raquel, tuvo a Dan y Neftalí.
De Zilpa, sierva de Lea, tuvo a Gad y Aser.
Por último, de su esposa favorita, Raquel, tuvo a José y Benjamín.
Estos comprendían las doce Tribus de Israel. Sin embargo, con Leví y José el asunto fue más complicado. Los descendientes de Leví, llamados levitas, fueron sacerdotes, y por lo tanto, no tenían tierras. Con el fin de hacer que el número de tribus fueran doce, ya que no se mencionaba a Leví, y no existía Tribu de José, se nombraron a los hijos de este último, que tuvo en Egipto con Asenat, como sustitutos: Efraím y Manasés.

Los 12 apostoles fueron:

Juan y Andrés son los primeros: eran amigos y pescadores; después vinieron sus hermanos Simón Pedro y Santiago. Felipe y Natanael (Bartolomé), también amigos, les siguen. Un caso especial es el publicano Leví (Mateo), pues no parece conocido íntimo de los demás, pero sí de Jesús. Santiago y Judas de Alfeo son hermanos (parientes) de Jesús y los lazos de intimidad son grandes. En cuanto a la preparación previa de Simón el cananeo, de Tomás, y de Judas Iscariote nada se dice en los Evangelios.


Los cuatro seres vivientes representan 4 aspectos de la persona de Jesús:

El león: JesusCristo es el león de la tribu de Juda, la raíz de David, el fuerte de Zion.     

Becerro: JesusCristo es el cordero de Dios que quita el pecado del mundo.  Hay que tener en cuenta que en los sacrificios rituales judíos para expiacion de pecados, las principales ofrendas eran el becerro y el cordero.  

Rostro de hombre: JesusCristo es el hijo del hombre.  Es el hijo del hombre por que era necesario que se hiciera hombre, para así poder cumplir con la ley, y morir como hombre, derramando su sangre en la cruz.   "Sin derramamiento de sangre, no hay expiacion del pecado".            

Águila; Representa el poder de JesusCristo, su Majestad, Reino y Gloria.  El águila siempre es representativa de la realeza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada